star social-channel-googleplus surface account images colour extern-link map location store-on star brush paint-rol paint tester conditions delivery payment minus_16px plus_16px close_16px arrow-down_16px arrow-up_16px arrow-right_16px selected_16px email external-link social-facebook social-googleplus social-twitter list work business clients painters-icons-v2-source_pdf social-channel-facebook social-channel-instagram social-channel-instagram2 social-channel-twitter social-channel-youtube carrousel_prev carrousel_next download save-colour-off shopping-cart shopping-list store-finder search share save-colour-off2 save-colour-on info-off info-on workspace loader close

No vuelvas a trabajar sin cobrar

Empresas

A menudo, los clientes cambian durante un encargo, y no es raro que un proyecto crezca cuando los clientes han visto lo positivos que son los cambios en su hogar. Sin embargo, si los objetivos de trabajo aumentan, también debería aumentar el coste...

 

Cubre los detalles

Pasar por alto alguno de los aspectos de un trabajo en la fase de planificación puede acabar costándote dinero, por lo que conviene contar con unos objetivos de trabajo  exhaustivos como parte de tu contrato con el cliente, que tanto tú como el cliente podáis consultar durante el encargo. Especifica las pinturas que vas a usar (incluye los códigos de color y los costes), el número de manos, los preparativos y las áreas que se deben pintar. Si un cliente solicita alguna tarea extra, podrás explicar fácilmente la diferencia de precio y cambiar el coste del proyecto.

 

Valora las ventajas

Cualquier cosa que no esté incluida en tus objetivos de trabajo originales debería producir un incremento en el coste de tu proyecto. Los pequeños favores, como un lijado leve para preparar las molduras de madera, pueden fortalecer tus relaciones con el cliente. Pero es importante que los clientes valoren tu tiempo como profesional, y las horas extras que dediques a un trabajo, normalmente, deberías cobrarlas.

 

Comunica por adelantado

Evita las sorpresas del cliente enfatizando cualquier solicitud que exceda el contrato original. Una factura más abultada de lo esperado puede ser fuente de disputas, pero si explicas que ciertas tareas encarecerán el trabajo antes de empezarlo, puedes solucionar estos problemas antes de que se produzcan. Realiza un seguimiento de las conversaciones con un correo electrónico educado en el que expliques exactamente cuánto será el coste adicional que se reflejará en la factura, y pide al cliente que te diga si está de acuerdo por correo electrónico.

 

Cíñete a tus objetivos

Si un cliente piensa que el trabajo adicional debería estar incluido en el coste del proyecto, remítele a los objetivos de trabajo. Aquí es donde los detalles adicionales te serán de ayuda. Cualquier cosa que exceda los objetivos debería costar más y, si es lo suficientemente grande, puede presupuestarse independientemente.

 

Sé consciente de cuándo dar un paso atrás

El último recurso, por supuesto, es abandonar el encargo. Si las demandas de tu cliente se vuelven poco razonables, no temas hacerlo. En esas ocasiones, aunque sean poco frecuentes, es importante contar con la posibilidad de hacer una factura parcial y de haber cobrado por adelantado para minimizar las pérdidas.

Las tarifas deberían aumentar a medida que aumentan los objetivos de trabajo

Nuevo

Tu lista de elementos para el fin de un proyecto

Mostrar más

Consigue que tus clientes estén siempre satisfechos

Mostrar más

Consigue la recomendación perfecta del cliente

Mostrar más

Cómo crear contratos con el cliente

Mostrar más